jueves, 29 de noviembre de 2012

En el Súper

A eso de las seis de la tarde recibí instrucciones claras vía Whatsapp de lo que debía hacer al salir del trabajo...

Lunar: Nene, cuando salgas pásate a comprar agua.

Así que dicho y hecho, nada más plegar pasé por el Mercadona a comprar agua… Bueno, dos garrafas de Fontvella de ocho litros, seis latas de Redbull, una bolsa de Lays al punto de sal y otra de Ruffles onduladas jamón jamón, un fuet Casa Tarradellas y un paquete de pilas alcalinas Energizer ultra plus...

Y es que la tarea en cuestión parecía fácil, pero me temo que soy una víctima fácil para el neuromarketing

Pero lo peor aún estaba por llegar. Haciendo cola en la caja para pagar, una anciana superdelgada y de aproximadamente metro treinta empezó a hablarme como si me conociera de toda la vida.

Primero me cogió del brazo y luego me dio varios golpecitos en la barriga mientras me recordaba lo cara que está la vida.

En poco más de tres minutos pasé del flipe absoluto a ponerme completamente de los nervios, ya que ésta no paraba de hablar y de hablar y de zarandearme cada vez con más fuerza.

Además, aun habiendo llegado a la cola después de mí, se me coló vilmente a la hora de pagar, eso sí, dándome las gracias por ser tan 'apañao'.

Y claro, a todo esto yo sólo asentía y respondía con monosílabos, no fuera a darle más coba a la anciana y acabara viniéndose a merendar conmigo a casa... No por nada, pero es que mi Lunar es muy celosa...

6 comentarios:

  1. Las señoras del super tienen esa habilidad, consiguen colarse y que a nosotros nos parezca bien con tal de perderlas de vista. Biquiños!

    ResponderEliminar
  2. Redbull + pilas alcalinas suenan a finde sin salir de la cama, hiciste bien en no aparecer con la vieja jajaja.

    ResponderEliminar
  3. Jajaja, me ha hecho gracia el final. Viendo el lado positivo, por lo menos uno no se aburre, pero sobre todo no te pasó lo que a él. http://youtu.be/PVzm1BsUzuk

    ResponderEliminar
  4. Lo de comprar solo lo que hay que comprar lo he solucionado comprando por internet, no paseos por pasillos = no caprichos.
    Y me ahorro una media de 30 por compra, estoy encantada de la vida
    Y encima me acabas de recordar que ya no tengo que lidiar con las señoras que se cuelan. las que te tocan delante que se quejan de una oferta que solo han visto ellas y que tienen a todo el super buscando mientras tu resoplas.

    ResponderEliminar
  5. Lo de las viejas es de cuidao. Me sacan de quicio, porque luego, si no las dejas colarse, encima dicen que esta juventud tiene mucho que parender, que nos faltan modales, etc.
    Asco de viejas. :-)

    Pasa buen fin de semana!!

    ResponderEliminar
  6. Pero si hiciste una buena obra: le diste conversación y encima se sintió la mar de satisfecha de que la dejaras pasar, ahora creo que Lunar no te va a mandar más a comprar agua a no ser con instrucciones súper precisas sobre lo que no hay que comprar y no necesitamos. Jolines, si en el fondo te entiendo, te lo ponen todo tan tentador que al final te parece poco llevarte solo una cosa.

    ResponderEliminar