miércoles, 28 de marzo de 2012

Rarezas, manías y convivencia 2: La rajada final

Si yo os decía en mi última entrada que Lunar está enganchada a la televisión y que es un poco maniática del orden, estoy seguro de que ella os diría que yo soy adicto a internet y un tanto desordenado…

Lo primero porque me acuesto cada día sobre las dos de la mañana, según sus propias palabras,
'haciendo el idiota con el portátil'. Y lo segundo por pequeños detalles como el de dejar botellas de agua, vasos y latas vacías casi por cualquier rincón de casa...

Y es que he de confesar que, no sé muy bien porqué, desde siempre he necesitado beber más líquido de lo que se podría considerar normal. Lo cual me hace dormir con una botella de agua en el suelo junto a la mesilla de noche, tener casi siempre un vaso de agua a medias sobre el mármol de la cocina o tener una lata de
trina, aquarius o red bull cerca de mí mientras estoy en casa. Y bueno, reconozco que a veces se me olvida recoger…

Pero no os hagáis ilusiones, no voy a seguir destapando aquí más adicciones, manías y defectos míos. No creé este blog para
autodenigrarme... Es más, volveré a rajar de Lunar. Así, a la espalda y sin que pueda defenderse, que es como mola criticar a alguien… Lo sé, soy un miserable; pero que esperabais de un mono…

A lo que iba, había algo que llevaba realmente mal de ella en los primeros días de convivencia. La alarma de su móvil sonaba cinco veces cada mañana. Sí, cinco… Ella se levanta a las 7 y media, pero tenía la manía de poner la alarma a las 7 en punto y sonaba y la paraba cada cinco minutos antes de levantarse a y media. Decía que lo hacía para ir haciéndose a la idea de que se tiene que levantar. Pero yo desde la primera alarma que me desvelaba, y yo no me levanto hasta las 8…

Pero bueno en este aspecto hemos llegado a un acuerdo, ahora su alarma suena a y veinte y a y media: sólo dos veces, todo un logro…

Bueno, bueno, me estoy animando conforme escribo. Va, la última rajada: está mal que yo lo diga (aún así lo voy a hacer), pero el hecho de que
Lunar no haya vivido nunca sola ni en pareja hasta ahora hace que no se desenvuelva del todo bien a la hora de realizar las compras cotidianas, así que soy yo quien debe poner de tanto en tanto la cordura en nuestras compras. Así que a veces nos encontramos llenando el carro cada uno a su aire: y mientras Lunar va cogiendo un ambientador de fresa, galletitas integrales y preparado de crepes; yo aporto los rollos de servilletas, el lavavajillas y el aceite.

Pero vamos, que poco a poco nos vamos amoldando…

13 comentarios:

  1. sentir que me parezco a ti en lo de la convivencia me hace sentir un poco hombreton.. :-S

    Que manera mas graciosa de criticar... entre la culpabilidad del que sabe que no debería hacerlo y la chulería del que dice: Si, y?

    Eres muy gracioso, se nota que eres un mono!

    ResponderEliminar
  2. Mientras Celia se parece a ti, yo a Lunar... cada cosa que cuentas me hace acercarme más a ella y a comprenderla, porque soy completamente idéntico: el pijama, la televisión, las 5 alarmas por las mañanas (yo tb me levanto a las 7:30 y tengo el tf sonando desde las 7. JAJAJA

    Sigue rajando, a ver que más cosas tenemos en común.

    Un abrazo.
    destroy114.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. Que bonita es la convivencia ... aquí es cuando realmente conoces a la otra persona, para bien o para mal, ... que os vaya bonito.:-)

    ResponderEliminar
  4. Bueno, ya aprenderá, cuando os amoldéis recordaréis todo esto con sorna, Sr. Rajador xd! (Desahógate que pa eso el blog es tuyo).

    ResponderEliminar
  5. Yo, como Celia y tu, jaja! Y lo de la alarma... te entiendo PERFECTAMENTE para que leches se pegan una hora sin dormir profundamente?, o media o lo que sea... joder a las 8 pues a las 8!!!! En lo del orden... eso ya yo soy la reina, jaja y aun viviendo en casa de mis padres soy yo la que lleva la casa, así que cuando me vaya de casa no creo tener problemas de compras y esas cosas!
    Me encanta leerte!

    ResponderEliminar
  6. jajajajaa, claro que si!!! Mi marido igual, bebe como un condenado y nada, que me va dejando las botellas de agua por ahí, tiene un a pie de cama, pero a vaces se olvida de que la tiene y trae otra, y las deja a la mitad, arggggg

    ResponderEliminar
  7. No hay mayor placer que levantarse sediento en plena noche y tener la botella junto a tu cama.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  8. Jaja me ha encantado tu manera de rajar de Lunar, ya veo que has decidido quedarte con tu blog, a que mola? jeje

    besos

    ResponderEliminar
  9. Jajajaja eso eso, tu raja que asi te desahogas! Tengo la misma manía que Lunar... El despertador lo pongo media hora antes y va sonando cada 5 o 10 minutos... es que sino no me hago a la idea de que tengo q levantarme!!! xD Levantarse de golpe! Ah!!! Eso tiene q ser malo para el corazón fijo! xD

    Un saludo!
    Marta

    ResponderEliminar
  10. Cuando quieras pasa por mi blog que tengo un juego para ti :)

    http://lacari.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  11. Jajaja cómo me recuerda a los inicios de mi propia convivencia... las cosas que una descubre cuando convive con otra persona ;)

    ResponderEliminar
  12. Lunar está enganchada a la televisión y que es un poco maniática del orden, estoy seguro de que ella os diría que yo soy adicto a internet y un tanto desordenado…

    En eso estamos todos jajajaj. Ay empezar a convivir que entretenido resulta....Paciencia

    ResponderEliminar
  13. Soy como ella también en lo del despertador jajaja xDDD

    ResponderEliminar