lunes, 28 de noviembre de 2011

Asco

A veces me doy asco. Me doy asco cuando no sé ni lo que digo. Me doy asco cuando ni tan siquiera sé como he llegado a ciertas conclusiones. Me doy asco cuando me dejo llevar por la rabia. Cuando confundo mis obcecaciones y mis obsesiones con la realidad. Cuando hablo y hablo y hablo pero no consigo escuchar nada ni a nadie.

Me da asco mi forma de ser. Mi manía de creer que siempre tengo la razón. Siento asco cuando me doy cuenta de que me he vuelto a equivocar. Y que no he sabido darme cuenta antes de meter la pata por completo. Antes de mostrar lo peor de mí. Mi peor cara. Me da asco descubrir que no he sabido confiar. Que no he querido hacerlo. Que he decidido ser un desconfiado. Sospechar. Dudar. Me da asco mirarme al espejo y ver esa cara de imbécil una vez más.

Me dan asco mis ganas de que me perdones de inmediato. De que me comprendas sin condiciones. Me dan asco mis deseos de que me beses cuanto antes, de que me abraces, de que follemos. De que me creas cuando te digo que cambiaré. Que no volveré a comportarme así. Y me da asco no saber si yo mismo me lo creo. Me doy asco cuando escribo, cuando pienso, cuando hablo. Cuando pienso en lo que escribí, en lo que pensé, en lo que dije. En lo que te dije. Pero, sobre todo, me doy todo el asco del mundo cuando te veo llorar y sé que es por mí. Cuando sé que soy yo el culpable.

A veces pienso que debería coserme la boca con alambre; para asegurarme de no poder abrirla cuando me da por pensar cosas raras... Sé que me dolería, pero mucho menos que cuando provoco las lágrimas de los que quiero.

16 comentarios:

  1. Todos cometemos errores cielo, todos sufrimos los errores de los demas en nostros mismos, por ejemplo la falta de comunicación para decir sus sentimientos, sus necesidades y el porque de su comportamiento dejando que tengamos que suponer el lugar de saber con certeza y así es muy facil equivocarse y hacer daño sin.querer. Un abrazo con cariño.

    ResponderEliminar
  2. uis... creo que has metido la pata un poco...

    Venga, que se arreglará, seguro ;)

    ResponderEliminar
  3. La gente no cambia Jauroles, pero sí puede mejorar, así que intenta que esos momentos de arrebatos sean los menores, y aprende a perdonarte cuando, aún así, vengan.

    Un beso!
    Quejica
    http://soyquejica.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que estás en el buen camino. Reconocer errores y plantearte cambiarlos.
    Yo tengo un truquillo que no siempre me funciona pero a veces me saca de un apuro. Cuando vayas a decir algo de lo que te vas a arrepentir, te muerdes la lengua fuerte, respiras hondo, te retiras de la conversación y la retomas cuando estés tranquilo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Todo tiene solcuión, tan solo enfoca las cosas desde otro punto y a por ello.

    ResponderEliminar
  6. No te tortures a ti mismo, animo!
    Muak

    ResponderEliminar
  7. ¡¡ Madre , como esta el patio¡¡, no te tortures más mi niño, date un tiempito para ver las cosas de otra manera, examina tus errores y sacales el máximo provecho, que de los errores se aprende.

    1001 bsos.

    ResponderEliminar
  8. Vaya!!
    Que sorpresa me a dado entrar por primera vez y leer todo lo que te da asco, mala racha debes llevar.
    Todo tiene solución, tampoco seas así contigo mismo, no debes dar tanto asco, yo me arrepiento de muchísimas cosas pero intento no volver a meter la pata y intento olvidar lo que hice mal.
    No es bueno que te tortures así.
    Animo!!

    ResponderEliminar
  9. Uf, que entrada tan dura! Los celos hacen daño, al que los sufre y al que los padece ( y no sé si tú eres alguno de los dos o ninguno). Creo que se puede cambiar, pero también creo que es muy difícil. Aunque nuestra vida es nuestra y podemos darle un giro cuando queramos; con la vida de los demás no podemos hacerlo, pero con la nuestra sí.
    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  10. Eres muy duro contigo mismo,todos cometemos errores, y todos tenemos algo de nosotros mismos que no nos gusta... y estoy segura que ella, aunque en alguna ocasión llore... ama hasta esos defectos, creeme!!

    Un besito

    ResponderEliminar
  11. Todos nos damos asco a veces, la cosa es conseguir arreglarlo de la mejor forma posible, antes de dar asco a los demás.

    ResponderEliminar
  12. Darse asco es reconocer y hacer el esfuerzo de sincerarse con un mismo. Bien, vamos bien.

    ResponderEliminar
  13. En ocasiones cometemos errores. En ocasiones hacemos las cosas mal. En ocasiones nos confundimos. En ocasiones hablamos más de la cuenta. En ocasiones esas palabras están cargadas de hiel y odio... Pero!!!! Sabes? En ocasiones somos maravillosos y brillamos más que las pleyadas en Otoño. Así que sacudeté ese asco pero sabiendo que tan sólo te convierte en alguien estupendo. Un saludo amigo

    ResponderEliminar
  14. Errar es humano, no seas tan duro contigo mismo.

    ResponderEliminar
  15. Si tanto asco te das yo la dejaría ir. No sé porqué la gente es tan benevolente, hay que saber cuándo se es bueno para alguien y cuándo se le está amargando la vida. Si le haces llorar no eres bueno para ella. Acéptalo

    ResponderEliminar
  16. A veces unos hacemos daño de un modo más directo y otros de un modo indirecto sea como sea no es lo que pretendemos pero pasa. Y quizá me equivoco pero esto suele producirse por una falta de comunicación, lo mejor sería hablar de lo que nos trastorna de esa manera. Y lo digo yo...a ver cuando me aplico el cuento.

    ResponderEliminar