domingo, 4 de septiembre de 2011

En mi cumbre borrascosa

Últimamente estoy algo decaído, triste, apagado… Puede que hasta un poco melancólico. Y eso que mi vida es más que notable en casi todos sus matices. Matices que de hecho no sé muy bien cuáles son. Mi salud, que supongo sería uno de ellos, es excelente. La relación con mi chica, notable alto. La familia, bien, gracias. Y del trabajo, hoy por hoy ya no me quejo, al menos no demasiado, sobre todo teniendo en cuenta lo mal que estaba hace unos meses.

Todo parece casi perfecto. Pero aquí, en la cima del mundo, también aparecen los problemas. Que si estoy muy solo aquí arriba. Que si me falta el oxígeno. Que si ya he llegado a la cumbre y ahora qué… Porque, claro, estando en todo lo alto, la única opción que te queda es descender. Caer. Despeñarte. Para volver a subir. Y precipitarse de nuevo al vacío…

¿Y para qué? ¿Todo esto para qué?

Pues esta vez me niego a bajar. Yo ya estoy cansado de este juego. Clavo mi bandera en este pico y me quedo aquí arriba… Por lo menos hasta que llegue el abominable hombre de las nieves y me espante con sus aullidos.

17 comentarios:

  1. Huele a eso de "ten cuidado con lo que deseas que puede que se te cumpla".

    Respira hondo en las alturas y no mires p'abajo, no vaya a ser que te despistes y te pegues el leñazo del siglo. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Será por ese maldito rezran que reza.... "todo lo que sube ..baja"..baaaa ni caso, disfruta de la cima.:-)

    ResponderEliminar
  3. La culpa la tiene esas vacaciones tan raras que has tenido, espero que te hayas guardado unos días para que desconectes más adelante.

    besitos

    ResponderEliminar
  4. El guardián del faro5 de septiembre de 2011, 9:24

    ¿Que tal si miras otras cimas desde ahí? A lo mejor, bajarías por tu propio pie tan sólo por la satisfacción de escalar la siguiente....

    Besos pequeñín.

    ResponderEliminar
  5. Pero qué manía tenemos algunos de aguarnos nuestra propia fiesta! Disfruta el momento tan bueno por el que estás pasando, tranquilo... no creas que durará siempre, así que sácale todo el jugo que puedas y sé feliz hasta que caigas, que caerás...

    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Hola Pianista!
    Es la primera vez que comento, por eso lo primero que quiero decir es que me encanta como escribes.

    Y sobre esta entrada, decirte que yo tambien soy de la opinion que la culpa la tienen las vacaciones que has tenido... se te noto muy decepcionado...
    Eso y la mezcla de no tener retos que resolver o facetas de tu vida que arreglar... y miedo a que eso cambie....

    Simplemente Disfruta no sabes lo que puede durar!

    ResponderEliminar
  7. entonces te le plantas de frente y le dices que tu llegaste primero y que se vaya el por donde llego...
    besitos..!!

    ResponderEliminar
  8. No se puede estar permanentemente con la adrenalina disparada por muy feliz que uno sea.

    El cuerpo es sabio y necesita sus momentos de todo tipo. ¿O es que no has oído eso de ´los ricos también lloran´?

    ResponderEliminar
  9. A ti lo que te pasa es eso que llaman ''sindrome postvacacional'' te has dado la gran hostia, con la vuelta al trabajo, pero tranquilo que no hay mal que cien años dure.

    1 saludo.

    ResponderEliminar
  10. Quédate allí arriba , que las bajadas siempre son malas. Eso si, envíale una carta a tu pareja vía SherpaMail para que te acompañe ;)

    ResponderEliminar
  11. Eso es porque nunca has hecho parapente.

    Al cielo no se sube para plantar una bandera, se sube porque sólo desde lo alto se puede echar a volar.

    Déjate llevar y disfruta el viaje!

    ResponderEliminar
  12. Tienes más que motivos para estar contento, pero si estas así es porque necesitas algo más, búscalo.No tienes porque conformarte.
    te lo dice una que está mirando la montaña desde lo más abajo casi casi tocando el infierno.
    Besos y ánimos y de bajar o caer nada, haz la montaña más alta

    ResponderEliminar
  13. Mi comentario va por la línea de lo que dice Pury, coincido con ella en que tal vez necesites algo más.

    Tal vez, algunas de las realidades que te parece que estás viviendo sean engañosas.

    biquiños,
    Aldabra

    ResponderEliminar
  14. Siempre se puede mejorar en todo, por eso me parece bien que te plantes en tu cumbre. Y para sacarte un poquito de esa apatía, que sepas que desde mi blog le he dado un premio al tuyo, así que espero que te pases a recogerlo. Saludos! http://sapraznuyos.blogspot.com/2011/09/miaaaaaaaun-dado-un-premio.html

    ResponderEliminar
  15. exacto una vez ahí hay que quedarse cuanto mas tiempo mejor.

    ResponderEliminar
  16. Tenemos la temdencia a pensar que todo es demasiado bonito para ser verdad...pero a veces puede serlo!!! Aprovecho para decirte que hay gente a la que no les sale las actualizaciones de mi blog, si a ti te pasa también, la solución es dejar de seguirme, y a continuación le vuelves a dar a la pestaña de “seguir”, y ya se soluciona. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  17. Ni se te ocurra bajarte de ahí!!!

    Un besazo

    ResponderEliminar