jueves, 24 de marzo de 2011

Ya puestos, me pido una tumba con vistas...

Mis compañeros dicen que he cavado mi propia tumba. Pero yo, podéis creerme, no estoy muerto, como mucho puedo acabar en el paro. Aunque es verdad que en los tiempos que corren, muerte y paro bien podrían significar lo mismo…

Pero bien, ya está hecho. Sé que discutir con tu jefe, y en público, no es lo que se dice una buena idea. Pero peor idea me resulta la posición de los que callaron para más tarde darme la razón, eso sí, en voz baja y en privado. Hipócritas.

Esto último es lo que más me molesta. Siempre soy yo el que ladra, el que gruñe, el que sale mal parado, el malo de la película. Pero no me voy a quejar demasiado, esta actitud de dar la cara me ha dado muchas cosas positivas, empezando por lo a gusto que me quedo y, porque no decirlo, me ha servido para salirme muchas veces con la mía: la gente se deja influenciar con facilidad y en seguida piensan que eres un líder…

Pero no creáis, esta actitud también me ha traído más de un quebradero de cabeza. Cuando me equivoco, por ejemplo. No sabéis lo que cuesta pedir perdón y aún más el convencerles de que no estás fingiendo. Aunque cómo saber si ellos fingen cuando te perdonan…

Y bueno, volviendo al tema de la discusión con mi jefe, añadir que a estas horas ya bien poco me importa, bastantes cosas tengo en las que pensar como para que venga un desgraciado a darme el coñazo también en pensamientos.

Además, la admiración a menudo nace tras confrontaciones, que me dijo hace tiempo un admirador. Un admirador que dejó de serlo tras varias confrontaciones y pasó a formar parte de mi pequeño museo de los horrores. Museo de los horrores en el que conservo a mis enemigos derrotados en botes de formol.

Vale, esto último no ha sido un buen ejemplo.

En fin, disculpad esta entrada-desahogo, hoy ha sido un mal día... Sospecho que tras esta entrada me costará una barbaridad convenceros de que soy una persona encantadora, pero ya no hay marcha atrás, publicado queda.

Me voy a la cama, que mañana aún trabajo…

24 comentarios:

  1. Cómo era la canción... mañana puede ser un gran día, plantéatelo asíííí :) uf! Ya me salió un gorgoriiito!! :)

    ResponderEliminar
  2. Mi pobre padre, que en gloria esté, decia que "más vale una vez colorado que setenta amarillo" oséa, aplicando la traducción simultanea, mejor dí lo que piensas una vez y quizás te sonrojes, pero si no lo dices tendrás que tragar saliva muchas veces para hacer algo que no te gusta.
    y esta máxima me la aplico a diario, unas veces con resultados positivos y otras con resultados menos positivos, pero por la noche mientras me lavo los dientes antes de acostarme, me miro en el espejo y veo a un tipo de principios y a veces "hasta encantador" jajaja
    PD: cuida el trabajo, pero antepón tú dignidad.
    salu2

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    sin que sirva de precedente te diré que me has caido genial, es la primera vez que te leo y creo que no será la ultima, me identifico muchísimo con todo lo que has contando.
    Como dijo alguien antes de morir, tube muchos problemas en mi vida, algunos de ellos incluso tuvieron lugar.
    Por si no lo pillas, no te preocupes por lo que a lo mejor no sucede.


    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Yo soy muy temperamental y también he discutido con él porque no me da la gana de callarme, es una manera de hacerte respetar, siempre con educación. Pero confieso que viven mejor y más tranquilos otros que no son así.
    Pero cada uno es como es y como bien dices lo a gusto que te quedas compensa.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. La mayoría de los jefes aprecian más a una persona con un par de cojones bien plantados que intentan sacar las cosas adelante, que otras personas que les da igual no sacar nada porque prefieren no tener problemas. Y como se dice en Galicia, malo será!! Así que ánimo. Eso sí, si quieres un consejo, la próxima vez que discutas, que sea en privado, que no le sentará tan mal. Saludos y buena suerte!

    ResponderEliminar
  6. me daré una vuelta por aquí a la noche, a ver si has actualizado con buenas noticias.

    ResponderEliminar
  7. Decir las cosas que se piensan a la cara es una virtud.

    Sólo los jefes cobardes, los malos jefes, los que necesitan que les adulen son los que no lo van a reconocer.

    Yo me he arrepentido más veces de no decir lo que pensaba que de lo contrario.

    ResponderEliminar
  8. No tienes que convencerme de nada, ya se que eres una persona encantadora y además con las ideas claritas, bien por ti.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. No se que decirte.. mis relaciones personales estan poco mas o menos como las tuyas en el trabajo...
    me dicen, que si fulanito es insoportable, que sale con cada cosa, que es un impertinente del carajo.. ademas es chavista (pecado capital entre los mios)vale pensamos todos igual del tio, tengo años que no le invito a casa y apenas si lo saludo, fuera de mi facebook y fuera de mi blackberry messenger.. o sea nulo el tio de los cohones..
    me invitan a una fiesta, solo los intimos, los non plus ultra del grupo.. y quien es el primer chicharron de la olla?? el tio insufrible..
    a ver, si todos pensamos lo mismo del tio.. si ya yo lo execre de mi vida y la verdad senti un gran alivio, por que yo fui la unica...
    por me atrevi ..? e ir a una fiesta donde supuestamente SOMOS LOS QUE ESTAMOS Y ESTAMOS LOS QUE SOMOS... cuando el tio me fue a saludar, les grite a voz en cuello, noooooooo que va, yo en combo no bailo ni, me retrato en grupo, cuando aprendan a elegir sus amistades me invitan.. y me fui ::$:$:$:
    demas esta decir, que la mala fui yo, que el desaire, que mal educada.. que si yo tuviera valor lo hubiera hecho, que ieras la cara que puso el tio.. que ya mas nadie hablo en voz alta en toda la noche.. ufff HIPOCRITAS...!

    un besito y perdona el desahogo :S

    ResponderEliminar
  10. Si no lo hubieras dicho, te habrías acostado con rencor y te habrías levantado mañana amargado.
    A veces hay que levantar la voz para que los duros de mollera entiendan lo que dices.
    Besos. Suerte.

    ResponderEliminar
  11. Menos mal que no me tienes a mí de jefa, jejeje, con lo que nos parecemos hubieramos montado un espectáculo de campeonato. ;DD
    Bueno, no, que yo soy una jefa supermolona y no te haría cabrear, aunque a veces me matarías..¡jajaja!.
    Ánimo.

    muaks

    ResponderEliminar
  12. Diops Jauroles no puedo sentirme más identificada,yo no he nacido para callarme como hace todo el mundo y si no estoy de acuerdo,incluso me molesta de verdad,no puedo callarme y seguir con mi vida,por que lo nos jode se nos queda dentro y no entiendo a la gente todos lo piensan y nadie tiene lo que hay que tener para brir la boca,aunque nos busquemos lios,mas vale ser como somos a someternos a los demás Un besazoo me siento super identificada contigo por que me ha ocurrido lo mismo hace nada

    ResponderEliminar
  13. Se te ve venir de frente. eso es una virtud. Que trae determinadas consecuencias, pero es el carácter.

    ResponderEliminar
  14. Estamos todos un poquino raros... unos no saben que poner, otros piensan en desaparecer y otros... de desahogos.

    Pues yo te entiendo!

    bsss

    ResponderEliminar
  15. pues a mi me encantas. Tal cual
    Animo y cariños.

    ResponderEliminar
  16. Los que fingen cuando perdonan o son perdonados. Los que fingen cuando hablan y los que hablan fingiendo. Los que actúan cuando fingen y los que fingen cuando actúan...
    Ufff... en qué jardín me he metido. Éste no es el mío! ;)
    En fin, que prefiero la sinceridad a la hipocresía, cueste lo que cueste.

    Un beso desde mi Jardín.

    ResponderEliminar
  17. Mi novia dice lo mismo de ella misma que sabina de una de sus novias: que tiene la lengua muy larga y la falda muy corta. Lo de la falda es un decir, casi nunca la lleva, ni larga ni corta, pero sí es verdad que tiene la mala costumbre de decir casi siempre lo que piensa. Y decir CASI SIEMPRE lo que se piensa es un porcentaje muy alto de sinceridad y valentía.

    Ni es lo normal ni es la mejor forma de conservar el puesto de trabajo, ahí llevas la razón. Pero la admiro por ello, igual que tus compañeros y hasta algún enemigo de esos que guardas en los tarros de cristal te admirarán a ti.

    Suerte!

    ResponderEliminar
  18. Yo intento ser "políticamente correcta", pero no lo consigo, me cuesta guardarme las cosas, necesito decirlas, de buenas eso si...Y en el trabajo...más de lo mismo...Me quedé en paro, la relación con mi jefe acabó siendo nefasta, conté con el apoyo de mis compañeras, pero en privado, claro, y allí siguen aún, pensando lo mismo que yo, pero calladitas...

    ResponderEliminar
  19. Creo que soy bastante parecido a ti en ese sentido, en el de las cosas que escribias quiero decir. Y lo cierto es que leyendo inevitablemnte venia a mi mente esa canción del maestro Sabina que dice algo así como "por decir lo que pienso, sin pensar lo que digo, más de un beso me dieron y más de un bofeton....!" pues eso.
    un saludo

    ResponderEliminar
  20. Buenas Jauroles!
    Te creo...
    Yo suelo callarme las cosas, el problema es que las cosas se me van acumulando hasta que exploto como si hubiera una bomba de relojería dentro de mi... Y la verdad no estoy nada orgullosa de ser así, pero no puedo evitarlo la verdad...
    Sinceramente admiro el hecho de ser capaz de soltar las verdades a la primera de cambio sin que importe la reacción del oponente, pero yo actualmente me veo incapaz...
    Bss y ánimo!! ^^

    ResponderEliminar
  21. Hola Jauroles:

    Ami me pasa un poco como a time quejo cuando algo no lo veo justo o cuando me quieren hacer entrar por el aro. Pero normalmente me desespero xk no consigo nada, pero bueno aunque me desespere de vez en cuando sigo quejandome, quien sabe puede que un dia consiga algo.

    Bsos amigo y buena semana. Cuidate

    ♥Yesi♥

    ResponderEliminar
  22. ¡Quién dijo que hay que ser siempre una persona encantadora, QUÉ HORRIBLE SERÍA!

    ResponderEliminar
  23. Seguro que no tienes problemas con tu jefe, y si lo tienes no hay nada que un buen sicario no pueda arreglar. Tu tómatelo con calma que no eres tan mala persona como quieres hacer ver ;)

    ResponderEliminar
  24. No dudo que seas encantador.

    El encanto de la gente reside en algo tan sencillo como no fingir, ni actuar como lo que no se es...

    ResponderEliminar