jueves, 27 de enero de 2011

El corazón 'enfermo'

Hoy ha sido el último día de trabajo para uno de mis compañeros de departamento. Mentiría si dijera que me ha entristecido especialmente su marcha, la verdad es que nunca nos hemos llevado nada bien, más bien todo lo contrarío…

Al tiempo de conocerle descubrí que tenía una peculiaridad. Su corazón había nacido 'enfermo': débil, indefenso y solitario. El Tiempo, el mejor médico que existe, hizo lo que pudo, intentó curarlo y finalmente le dieron por sano. Pero le quedaron unas marcas imborrables: La tristeza y la desconfianza.

Su madre lo mimó con amor de madre, inocente y protector, le hizo creer que era lo mejor y lo más bonito del mundo. Y ese corazón creció en la vanidad de creerse especial y único.

Corazón de aspecto duro y egoísta por fuera; triste, solo y desconfiado por dentro.

En un principio no me di cuenta de todas estas señales, y únicamente capté el aspecto superficial y duro de su corazón. Así que decidí ser más duro que él, defenderme, atacar y salir vencedor en cada enfrentamiento.

Pero cuando descubrí su interior y revelé toda esa tristeza, cuando conocí los motivos, todo cambió. Intenté comprenderle, darle mi confianza e intentar llevarnos bien.

Pero no funcionó. Así que me vi obligado a concederle mi total indiferencia, a dejarle a un lado de mi camino e intentar no mirar atrás. Me conozco, y sé que volver la cabeza no me cuesta nada. Pero era necesario no mirar atrás, creo firmemente que fue la solución acertada, ya que, aunque suene duro decirlo, hay personas con las que es imposible mantener una relación mínimamente cordial.

Y hoy me he despedido definitivamente de él, y la verdad es que me he quitado un peso de encima…

Aunque en el fondo, por tonto, por educación, o por creer que todo es de color de rosa, pienso que ese corazón aún se puede pulir, que algún día romperá su duro caparazón y dejará huir a la tristeza y a toda esa desconfianza, dejando hueco para otros sentimientos más positivos… Que quizás el tiempo y la vida, como el poder del agua, erosionarán esa dura roca dándole una forma más agradable.

La verdad es que no deseo ni pretendo verlo, sólo espero que pase.

Suerte corazón 'enfermo'.

23 comentarios:

  1. Hay gente que adquiere mecanismos de autodefensa para protegerse; por ejemplo, mucha gente tímida acostumbra a tener salidas de tono. Siempre he pensado que eso no les disculpa, aunque podamos entender porque tienen ciertas actitudes. Un poco es el caso de ese corazón enfermo; tendrá mil y una razones para justificar su actitud o su manera de ser, pero cada uno es lo que es por las razones que sean y no se trata de aguantar los malos rollos de alguien solamente porque causa pena el motivo que los ocasionan.
    Como decimos por aquí... "bon vent i barca nova" a ver si en su puesto te ponen a una chati; igual es una borde pero sería un cambio aceptable.
    Saludete

    ResponderEliminar
  2. No me resulta nada extraño ese tipo de persona, lo que sí me resulta extraño es que te lleves mal con alguien. No sé, no lo concibo ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
  3. He tenido más de un contacto con ese tipo de corazones y... hay madres que pueden hacer muuucho daño a los hijos haciéndoles ver que hagan lo que hagan ellos son perfectos y el resto del mundo no está a su altura, en vez de hacer que reflexionen y aprendan a relacionarse con el resto.

    un besazo Jauro.

    ResponderEliminar
  4. Tengo un caso muy de cerca y te puedo decir que casi es imposible.Aunque pongas toda la buena voluntad del mundo, eres victima de los caprichos de lo que tu bien llamas un corazón enfermo.
    Pero tambien me gusta pensar que algún dia encontrará a la persona que sepa ayudarle.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Te aseguro que muchas veces es mejor dejar al lado a muchos elementos que se cruzan en tu camino. Ni dos gramos de esfuerzo.

    ResponderEliminar
  6. Espero que esa coraza que le proteje,se esfume con el tiempo.
    Eres una buena persona.
    Tienes dos regalos en mi blog.
    "Más allá del Laberinto.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Por desgracia hay muchos corazones enfermos.
    Lo has intentado y eso es valioso, la esperanza es lo último que se pierde.
    Un beso

    Tienes un regalito esperando en mi casa.

    ResponderEliminar
  8. Por lo menos te intentaste acercar, que eso ya es mucho en estos tiempos...

    ResponderEliminar
  9. No nos tenemos que llevar bien con todo el mundo, hay gente que con la que no se puede.

    ResponderEliminar
  10. Que buena gente eres, que sensible y humano....Me gusta tu reaccion y que le hays dedicado un post...
    Enhorabuena.
    Besitos.

    India.

    ResponderEliminar
  11. Que buena gente eres. humano, sincero....
    Genial, tipos como tu son los que el mundo necesita.
    Besitos.

    Ojosnegros.

    ResponderEliminar
  12. Ainx,
    A veces la gente se cierra en sí misma y por mucho que intentes hacer no hay solución, pero por lo menos se ha intentado...
    Mira, justo uno se va de tu departamento y en el mío ha vuelto una compañera después de estar de baja 8 meses por maternidad :O ...
    Un saludín!

    ResponderEliminar
  13. Esos corazones suelen estar heridos de muerte.
    Es difícil que encuentren un cirujano que consiga operarles con éxito.
    Pero es loable que tú al menos intentaras hacer de enfermero para paliar daños, aunque él no te dejara.

    ResponderEliminar
  14. Estoy totalmente de acuerdo contigo, y lo cierto es que siento cierta hermandad de corazón con el tuyo. Yo actuo algo igual que tu, no me cuesta dar la espalda a quien se lo merece, incluso mostrarle mi desprecio. Peeeeeeeeeeeero aún así, -será mi corazón alejado de lo prosaico- creo que todo el mundo puede pulirse, ser algo mejor y creo que el ser humano es intrinsecamente bueno (a pesar de que muchos muestran en cada uno de sus movimientos su maldad absoluta)
    Ojalá a ese "ser" le marche bien.
    Un saludo amigo

    ResponderEliminar
  15. Bonitas palabras, lástima que no aprovechase la comprensión que le ofreciste...Es realmente jodido no poderte llevar bien con alguien que tienes que tratar por una causa u otra.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  16. Yo creo que, de pronun día, se dará cuenta de todo eso y abandonará el caparazón en algún rincón del mundo...o no. O sólo recogerá lo que siembre.
    Hoy también ha sido el último día de un a compi mía..al contrario del tuyo, era maravillosa...y siempre disponible. Las jefas....unas inconscientes (por no decir otra cosa!!)

    ResponderEliminar
  17. Me ha gustado leer este texto, porque me ha recordado cosas, has hecho lo correcto y entiendo que en realidad te has quitado ese peso de encima, porque estabas sufriendo por él.
    A mi me gusta la gente dificil, de hecho soy un iman para ese tipo de personas, me he topado con demasiadas y sabes? muchas han reconocido de entrada que le llegué al corazón pero la mayoría vuelven a su coraza, es necesario en esta vida cruzarnos con gente de todo tipo, cada uno tiene su papel en la vida y de él también has aprendido a mirar más allá, toda una lección que hoy te deja con un sinsabor y quizás te sirva en un futuro y te reconforte por partida doble, ya verás como sí.
    Un abrazo monada

    ResponderEliminar
  18. jauroles me haces pensar que eres tan buena persona, a mí me pasa lo mismo, trato de justificar los malos comportamientos, ayudar y pensar que los corazones enfermos se curaran, pero es tan difícil cambiar a alguien que ni siquiera es consciente de su enfermedad y que ha aprendido a sobrevivir así toda su vida.

    ResponderEliminar
  19. En su momento me toco bregar con algo similar y entiendo lo duro que te ha podido resultar. Creo que actuaste de la forma más acertada. Esperemos que los buenos deseos que le dedicas en este post alcancen algún día ese corazón. Quien sabe dicen que todo el mundo merece una nueva oportunidad.

    ResponderEliminar
  20. Pues lo mismo es una persona triste y sola, q no sabe como salir de esa jodida situación...en fin, q creo q eres un caxito pan jejeje besos

    ResponderEliminar
  21. Hola, Jauroles! Bonita entrada, muy sincera. Sí, hay gente con la que nunca se podrá conseguir tener un trato cordial. Tú lo intentaste con este excompañero. Pero, a pesar de tu interés y tu esfuerzo, no había nada que hacer. Hay gente que está echada a perder, y no merece que pierdas ni un segundo en ellos. Nunca lo van a entender ni a valorar.
    Sólo se puede hacer lo que tú hiciste: apartarse de su camino, dejarles vivir su triste vida de soledad y egoísmo. Y desear que alguna vez recapaciten y cambien.
    Yo tb he conocido algunos corazones enfermos... y no hay que permitir que nos contagien su enfermedad. Esa gente, cuanto más lejos, mejor.
    Un beso fuerte!

    ResponderEliminar
  22. Algunos corazones nunca curan sus heridas aunque intenten todo tipo de remedios , va con la condición de persona y eso a veces hace que nada pueda atravesar su dureza.

    ResponderEliminar