domingo, 17 de enero de 2010

Un recuerdo

Es curioso como me cuesta a veces recordar cosas que han sucedido apenas hace unos días y, en cambio, hay vivencias lejanas que puedo recordar con todo lujo de detalles...

Recuerdo perfectamente aquella tarde de verano del 99: Medio estirado en un banco, camiseta azul estrecha y pantalones color caqui con bolsillos a los lados. A mi lado ella, top rojo y tejano ajustado. Bien juntitos y cogidos de la mano. Clima cálido y agradable. Una sensación de comodidad y paz interior envuelven todo el recuerdo.
De pronto ella me preguntó:
- ¿Dónde te ves dentro de diez años?
- No lo sé, me da igual mientras esté a tu lado.

Bien, ya hace más de diez años de esta escena, y hace casi otros diez que no sé absolutamente nada de ella. Apenas estuvimos juntos unos meses, y lo nuestro tan sólo fue un amor pasajero, pero no sé porqué, hoy la he echado de menos. Incluso he pensado que ojalá le hubiera preguntado donde se veía ella dentro de esos diez años, así sabría donde encontrarla hoy.

14 comentarios:

  1. Es agradable encontrar blogs tan buenos como el tuyo, he pasado un ameno rato de lectura y te felicito por tu manera de escribir, amena y directa, me gusta.
    Un placer que espero volver a repetir pronto ya que desde ahora seguire tu blog.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. TE SALUDA, MALENA!

    ME GUSTÓ EL TEXTO Y LA TEMÁTICA...
    HISTORIAS DE DESENCUENTROS,
    DE DESTINOS QUE NO SE CRUZAN (CON SABOR
    "CORTAZIENSE"...)
    LA VERDAD ES QUE TOD@S NOS HEMOS VISTO
    REFLEJADOS EN LOS PROTAGONISTAS,
    ALGUNA VEZ...
    Y GENERASTE UN CÓCTEL DE SENSACIONES
    QUE SE PERCIBEN MUY BIEN EN EL TEXTO.

    MIS COMPAÑER@S Y YO TE AGREGAMOS
    EN EL LINK DE ENLACES...

    Y TE INVITAMOS A VISITARNOS, SI ES TU DESEO!

    BESOS!

    MALENA

    ResponderEliminar
  3. Me alegran vuestros comentarios. Gracias.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. A veces pasa.
    Te acuerdas de una historia que tampoco fue demasiado importante y lo echas de menos.
    Consuélate pensando que lo mismo ella es una aburrida con la que a día de hoy no tendrías nada en común. Jeje.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Te contaré algo divertido.Yo quedé para diez años después con un amigo .No eramos pareja sólo amigos.Lo recordaba de vez en cuando , por tenerlo anotado en una agendita de esas que aunque pasan los años conservas.Recordé el día , pero decidí no acudir.Me quedé con las ganas de saber si fué él.
    Quizá sea mejor dejar las cosas en su pasado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Lo mismo te cruzas con ella el día menos pensado, que ya sabes que esto del mundo es como un pañuelo.

    ResponderEliminar
  7. muy profund,o di que si, buen blog te seguiremos de cerca

    ResponderEliminar
  8. nene, metete en el "feisbuk" que seguro la encuentras.

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Que bonico es el amor, que nos regala esos momentazos que luego con tanta ternura recuerdas... Hazle caso a la rubia del revés.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Esta parte final está bordada. Esa era la pregunta.

    Pues mentreteníooooo!
    Gracias por dejarme tu comentario.
    Tu blog es ameno. A ver si encontramos un feedback.
    Saludos desde mi Idilio Inexistente.

    ResponderEliminar
  11. yo tb muchas veces me preguntaba, que sería de mi si...pero hace 6 años decidí cambiar y empezar a no pensar en el mañana sino en el hoy...gracias por visitar mi blog y por regalarme tu sonrisa, un beso, su

    ResponderEliminar
  12. Bonita entrada. Me pregunto si alguno de mis chicos del pasado recordará algún momento así. A mi hoy tu me has hecho rememorar el pasado y me has regalado una sonrisa.

    Yo vivo el día a dia, pero considero que es agradable recordar bonitos momentos del ayer.

    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Me alegra mucho que paséis por aquí y me regaléis vuestros comentarios.
    Un abrazo a todos!

    ResponderEliminar
  14. A veces dejamos escapar cosas que son importantes por no haberles dado el valor que se merecian en su momento. En ocasiones tenemos una segunda oportunidad y aunque lamentamos el tiempo perdido podemos disfrutar aun pero esto ocurre con muy poca frecuencia. Lo mas habitual es que nos pasemos la vida lamentandonos no haber sabido aferrarnos a ello.

    ResponderEliminar